El logotipo es un diseño gráfico que representa la imagen corporativa e identidad visual de una marca. También llamado logo, este diseño tipográfico tiene dimensiones, colores y otros elementos específicos que permiten identificar a una empresa o institución. Resulta de gran importancia tener un logotipo que enganche y que represente a la marca, ya que lo visual es la forma más rápida de imprimir una memoria en la mente del público. Existen varios tipos de logotipos, los cuales puedes desarrollar según la identidad de tu marca, a continuación te presentamos los más comunes:

Isotipo: Esta es una imagen simbólica de la marca y la podemos ver con grandes marcas como Nike, Apple o Starbucks.

Imagotipo: Este tipo de logos integran la iconografía tanto de la palabra como la imagen. Es importante utilizar dos elementos que puedan igualmente ser utilizados por separado. Algunos ejemplos son Unilever y Adidas.

Isologo: Este es un tipo de emblema que fusiona la imagen y la marca dentro de un mismo diseño. Algunas marcas ejemplo son Samsung y Amazon.

Diseñar un logotipo puede parecer fácil y rápido pero es importante analizar detenidamente qué es lo que se desea transmitir, ya que el objetivo de esto es inspirar confianza y reconocimiento con tus clientes. Para realizar un buen logotipo no es necesario acudir con un diseñador gráfico, puedes hacerlo tú mismo siempre y cuando te asegures de cumplir con algunos puntos básicos:

Boceto y lluvia de ideas 

Para comenzar es importante que tengas en cuenta que el logotipo debe estar orientado a tu marca personal. Debe ser algo minimalista pero simbólico y que pueda captar la atención de tus clientes fácilmente ya que esto lo utilizarás tanto en tu página web como en medios impresos.

Tipografía 

Define cuales son los valores de tu empresa, y en base a la idea que quieras transmitir escoge una tipografía y color que encaje con esto. En caso de ser una empresa sobria y elegante, deberás escoger colores que reflejen lo mismo en sus tonalidades y proporciones de la fuente.

Valoración

Una vez que tienes tu logo, es importante que tengas en cuenta que deberás ser leal a este por al menos los siguientes 6 meses. Lo importante es no cambiarlo para que así la gente se pueda ir acostumbrando a él y te puedan reconocer fácilmente.

Algunas herramientas que te pueden ayudar a esto son Canva, Online Logo Maker y YouiDraw. Además, en Madrid y Barcelona existen varias agencias con diseñadores gráficos reconocidos a nivel mundial que podrán ayudarte a reflejar y alinear los valores de tu marca en este importante elemento.